13 ago. 2012

Mayordomo del Papa y un cómplice serán juzgados por caso 'Vatileaks'.

Paolo Paoletto Gabriele irá a juicio. El mayordomo personal del Pontífice Benedicto XVI, bajo arresto domiciliario desde finales de julio tras pasar más de 50 días en una celda vaticana, será juzgado por robo de documentos secretos de la Santa Sede, que luego aparecieron en la prensa destapando intrigas y maquinaciones en la jerarquía eclesial.
Pero el asistente del Papa no se sentará solo en el banquillo: el juez instructor, Piero Antonio Bonnet, ha enviado a juicio por haberle ayudado a Claudio Sciarpelletti, programador informático empleado en la Secretaría de Estado (servicio exterior) vaticana. Había sido arrestado, sin que la noticia trascendiera, el 25 de mayo y enseguida puesto en libertad. Su papel “es marginal”.
El portavoz del Vaticano ha anunciado que más personas están siendo investigadas. "No creemos haber terminado el trabajo... La investigación sigue abierta con respecto a otras personas que parecen estar implicadas"-