9 ago. 2012

Instantáneas de la resistencia y la muerte en el Sitio de Leningrado.

Fueron 900 días de hambre y frío, 900 días de una ciudad sitiada por los ejércitos alemanes. Debido a ello, murieron en Leningrado –una ciudad de entonces 3 millones de habitantes–, 700 mil personas.
El Sitio de Leningrado aparece con toda su crudeza en una exhibición de fotografías del Archivo Estatal de Cine, Fotografía y Sonido de San Petersburgo.
La ciudad destruida, las vigas de hierro dobladas, y el humo de las bombas flotando en las calles. Hombres sosteniendo su ración de comida (entra en media mano). Y personas en las fábricas, en sus puestos de trabajo. A muchas las ataban a sogas, para que pudieran sostenerse. Así morían.
Una vez que desapereció Stalin, los archivos se abrieron y las imágenes comenzaron a circular en publicaciones, medios masivos y libros. Sin embargo, todo comenzó a salir plenamente a la luz con la Perestroika, a fines de los 80 y principios de los 90, cuando la URSS colapsó. Ese fue el proceso de redescubrimiento de la historia, aunque las investigaciones profundas comenzaron en los años 2000.