24 mar. 2011

"Nuestros hijos y hermanos robados están en los archivos. Que se abran".
Mar Soriano, coordinadora de la Plataforma de Afectados por el Robo de niños en Clínicas de toda España, ha solicitado al Ministerio de Justicia ayuda para acceder a los libros de registro, donde cree se encuentran las pistas más importantes para encontrar a los familiares que buscan. Se trata de demostrar cómo esos bebés, apuntados como fallecidos en los registros de defunciones, eran inmediatamente inscritos como nacidos con otros padres y otra identidad.

El fiscal Ángel Núñez, nombrado por el ministro Francisco Caamaño como coordinador con las asociaciones de afectados, se ha comprometido a remover los obstáculos para que puedan acceder a esos datos.
"Es muy importante que las familias reúnan documentos antes de denunciar su caso. El primero, la partida literal de defunción [del bebé supuestamente robado], que pueden pedir online al Ministerio de Justicia, para ver cuál es la causa de muerte. Si esa causa es absurda, por ejemplo, una otitis, ya tienen un primer indicio. El segundo paso es pedir información al hospital por escrito para ver si la causa y la fecha de la muerte coinciden con la de la partida de defunción".
Más información

No hay comentarios: